Sin impacto.

20.07.2017

Recuerdo sentirme volando, con los pies en el suelo y tu mano junto a la mía.

--------

Es como tirarse
sin paracaídas
desde lo más alto de un edificio.
Es como dejarse caer
cuando esperan sus brazos abajo.
Aún sabiendo que puede doler,
coger la rosa por las espinas
con total certeza
de que no te va a hacer daño.
Es como saltar
y aterrizar en(tre) tus piernas.


Estaba claro que daba igual la altura, no importaba el miedo si eras tú quien me esperaba abajo, con un intensivo de abrazos y besos con sabor a ginebra. Nada era más bonito que arriesgarse y acertar, contigo.